Cuanto dura la batería del coche

Existen una infinidad de artículos en internet sobre la duración de las baterías de coche, en la gran mayoría hablan de factores climáticos, el uso del coche o incluso de la calidad de la batería. En ninguno hablan de factores, incluso más importantes, para la duración de la batería como son la ubicación de la batería dentro del coche, la utilización de la batería correcta para coches con Start & Stop o la instalación de accesorios en el coche. En este artículo analizamos estos factores.


Desde nuestro punto de vista existen tres factores clave para la duración de la batería del coche:

  1. Ubicación de la batería. Según nuestra experiencia, en los coches que llevan la batería fuera del habitáculo del motor la duración de la batería es prácticamente el doble que en los coches que llevan la batería junto al motor. Así, en modelos de BMW, Mercedes o Audi que llevan la batería en el maletero o modelos de VW, Porsche o Citroen que la llevan debajo de los asientos, hemos visto que la batería original ha llegado a durar incluso más de 10 años, Sin embargo, en los coches que llevan la batería junto al motor, una duración de más de 5 años es muy poco habitual. En nuestra opinión, esto se debe a que el motor desprende mucho calor, sobre todo en verano, lo que hace que la batería esté por encima de los 70º durante el tiempo que el coche permanece en funcionamiento. Sin embargo, en los coches que llevan la batería en el maletero o dentro de habitáculo del coche, no tienen que soportar estas altas temperaturas y además están más protegidas de las heladas en invierno.
  2. Elección de la batería correcta en los vehículos Start Stop. En estos últimos años hemos visto muchos coches con el sistema Start & Stop que han reemplazado la batería por una convencional, bien por desconocimiento o por ahorrarse unos euros. La mayoría de los coches con sistema S&S utilizan alternadores inteligentes, que suministran la recarga de la batería de forma distinta, picos de voltaje más altos que un alternador tradicional. Esto hace que la batería dure mucho menos, en algunos casos sólo unos pocos meses dado que no soporta la sobrecarga del alternador.
  3. Baterías EFB. Para los coches con sistema S&S, existen dos tecnologías de baterias EFB (Enhanced Flooded Battery) y AGM (Absorbed Glass Material). Las primeras son baterías de ácido reforzadas y las AGM son baterías con separador de fibra de carbono. En cierto modo las EFB serían la gama baja y las AGM la gama alta, desde nuestro punto de vista las AGM son mucho mejores y deberíamos instalar siempre una batería AGM en un coche S&S. Hay algunos casos en los que no existe la equivalente en AGM (las baterías con caja asiática nos se fabrican en AGM de momento). La duración de las baterías EFB en coches que se mueven fundamentalmente por ciudad puede llegar a ser incluso inferior a los 3 años. Para mas información puedes visitar este artículo de VARTA
  4. Instalación de accesorios. Actualmente es menos frecuente la instalación de accesorios electrónicos en los coches que hace unos años. A principios de los años 2000 hubo un autentico aluvión de instalaciones de equipos manos libres en los coches, sobre todo Parrot. Pues bien, la instalación de estos accesorios no siempre se hace bien y es bastante común que consuman electricidad cuando esta el coche parado, esto no supone demasiado problema si utilizamos el coche diariamente, pero, si dejamos el coches sin usar varios días, nos podemos encontrar con la batería descargada. No por culpa de la batería, es por culpa de los accesorios mal instalados o diseñados. En la actualidad este problema se puede producir con la instalación de pantallas o navegadores de baja calidad.

Además de estos factores, como decíamos al comienzo del artículo, existen otros factores que afectan a la duración y que podemos encontrar en un montón de artículos por la red. Estos serían,

  • Utilizar el coche en trayectos cortos. Una vez que arranca el coche la batería sufre una fuerte descarga, en ese momento entra el alternador en juego, suministra la electricidad del coche y recarga la batería, si realizamos trayectos muy cortos, la batería no llega a recargarse al 100%. Esta situación repetida día a día, provoca la reducción drástica de la vida útil de la batería
  • Dejar el coche parado mucho tiempo. Las baterías tienen un nivel bajo de auto-descarga y los coches tienen pequeños consumos residuales. Esto en el día a día es imperceptible pero si dejamos el coche parado semanas, la batería se va descargando. En una batería descargada de produce un efecto químico de sulfatación lo que puede provocarla falla prematura de la batería.
  • Temperaturas extremas, las temperaturas extremas afectan muy negativamente como hemos visto en el primer punto, pero no sólo el frío como se suele pensar, en nuestra opinión afecta más las altas temperaturas.
  • Humedad. en las zonas costeras cabría pensar que las baterías duran más por ser la temperaturas más suaves, efectivamente no tienen el efecto negativo de las heladas o los 40º en verano, pero tienen otro efecto negativo para las baterías. Si ponemos ejemplos de ciudades, un mismo coche y con el mismo uso en Madrid y Barcelona. la batería duraría más en Barcelona dado que la afecta más las temperaturas extremas que la humedad. Sin embargo, en Sevilla la duración sería todavía inferior, dado que se juntan todos los factores.

No se encontraron resultados.


Deja un Comentario

Tu email no será publicado